¿Qué hacer en San Miguel de Allende?


San Miguel de Allende. By Ro.

Este hermoso rinconcito de México tiene un pequeño inconveniente: querrás pararte a tomar fotos en cada cuadra.


En el 2017 fue nombrado como la mejor ciudad del mundo por la revista Travel + Leisure y desde 2008 es “Patrimonio cultural de la Humanidad”, he aquí las razones de porque a diario vemos un encuentro de culturas, ahí viven y nos visitan personas de TODO el mundo, LITERAL.


Lo primero que tienes que hacer es dejar tus cosas en donde decidas quedarte, (o si no aguantas la curiosidad irte directo) y ver de cerquita la majestuosa iglesia de San Miguel Arcángel, esa belleza estilo barroco que le roba suspiros a todo visitante.


Iglesia de San Miguel Arcángel

Posteriormente, visita la Casa Museo de Allende (a un costado de la Iglesia). Allende fue uno de los líderes de la Independencia de México, incluso, por honor a él, la ciudad lleva su apellido.


Para comer en San Miguel te recomiendo estos lugares:

  • Hecho en México, comida 100% mexicana, deliciosa, los platos están muy bien servidos, ve con mucha hambre.

  • Hanks, restaurante que representa la cocina de Nueva Orleans, ahí te recomiendo probar los cortes.

  • Si eres vegetariana(o) y disfrutas de las cosas sanas y orgánicas te encantará el “Mercado Orgánico”, pide unos chilaquiles y unos hot cakes, te darás cuenta que la versión healthy también es muy buena.

  • Esta recomendación es muy especial, al menos para mí, porque AMO el pan dulce. Pero en serio, no puedes irte de San Miguel sin probar algo de “PANIO”, es la panadería más famosa del lugar. En el centro, a dos cuadras de la iglesia hay un local muy pequeño y literal, tendrás que hacer cola para comprar pan, pero vale totalmente la pena. Mi favorito es la concha y el de plátano.

  • Hay un lugar que se llama “Mamma mía”, hay dos sucursales, una en el centro y otra en Atotonilco, a 15 minutos de San Miguel de Allende (tomarás una pequeña carretera). Si te gustan los ambientes con música y para tomar algún drink te recomiendo quedarte en el centro, pero si AMAS el contacto con la naturaleza, los lugares más familiares y quieres sentarte en el jardín enfrente de un laguito ve al de Atotonilco. OJO, los dos se llenan muchísimo, sé muy paciente porque tendrás que esperar un buen rato para pasar, pero de nuevo, vale totalmente la espera, la comida es deliciosa. Pide por favor las alitas, son muy caseras, nunca había probado unas así.

Por otro lado, a 35 minutos de San Miguel de Allende se encuentra “Dolores, Hidalgo” otro pueblito mágico que tienes que visitar. Si amas la historia de México, te emocionarás muchísimo.

Aquí se encuentra la iglesia desde la que el cura Miguel y Hidalgo y Costilla lanzó el famoso grito de llamado a la Independencia de México, iniciando con el movimiento.


También hay un Museo – Casa que nos cuenta la vida del padre Miguel y Hidalgo, era un hombre tan culto, lleno de fe y comprometido con las causas sociales. Es un recorrido que te recomiendo muchísimo hacer.


¡Sin duda, en Dolores se respira HISTORIA!


Si te gusta la música mexicana también puedes visitar el Museo Casa de José Alfredo Jiménez, quien nació aquí, ¿quién no ha escuchado y cantado su famosa canción “El rey”?


Por último, TIENES que probar una nieve en Dolores, son deliciosas y si te gustan los sabores excéntricos encontrarás nieves de: michelada, camarón, elote, cerveza, etcétera. Yo pedí una de coco y estaba deliciosa.


Espero que disfrutes San Miguel y ¡gracias por leer!


Con amor, YZ.